Contraventanas y mallorquinas

Con las contraventanas conseguiremos el 100% de aislamiento en nuestras ventanas.

Una contraventana o mallorquina es una puerta exterior o interior incorporada a la ventana mediante bisagras que tiene una función similar a la de la persiana: impide el paso de luz, frio o calor, además, de proteger la ventana.

Desde el punto de vista estético, las contraventanas pueden aportar a nuestras ventanas ese toque de personalización y elegancia que las distinga del resto.

Las contraventanas pueden estar fabricadas en distintos materiales: aluminio, PVC o madera, siendo el PVC el más utilizado actualmente por su mayor resistencia a las inclemencias climatológicas.

Podemos instalarlas tanto en el exterior como en el interior, dependiendo de la funci&oacte;n que queremos que desempeñen. Colocando contraventanas interiores, o fraileras, logramos un máximo de aislamiento térmico y acústico. Las contraventanas y mallorquinas exteriores se suelen instalar para preservar nuestras ventanas tanto de la lluvia como del sol.

Por su forma de apertura las contraventanas pueden ser plegables o correderas. Pueden tener una o varias hojas plegables, y sus lamas pueden ser fijas o móviles.

Copyright © 2014 Timber HTML Template. All Rights Reserved.